Hace unos días una amigo de Córdoba me dijo que llevaban un par de semanas llegando casi todos los días a 45ºC. Yo le dije, medio en broma, que Córdoba debería estar «enterrada» para poder soportar ese calor, incluso en casa. Pensando en ese comentario me acordé de esta vivienda del estudio Aires Mateus situada en Leira (Portugal). Aunque la temperatura allí oscila entre los 21ºC de máxima y los 13ºC de mínima, creo que esta casa sería ideal par…a una ciudad como Córdoba, ya que engloba dos conceptos bioclimáticos muy aconsejables para reducir el calor en un edificio. En primer lugar, el hecho de estar enterrada (parcialmente), lo cual genera una gran inercia térmica y en segundo lugar porque dispone de patios para iluminación y ventilación que favorecen suavizar las temperaturas. Además, los patios son de gran tradición en Córdoba y en Andalucía en general. Quiero remarcar la luminosidad de todas las estancias a pesar de estar enterrada. Espero que os guste.